Autoshows

Bentley Continental GT Convertible, lujo en todos lados y al aire libre

La gente de la marca se encargó de agregarle algunos detalles para que el frío no sea un obstáculo.

Bentley Continental GT Convertible, lujo en todos lados y al aire libre

A punto de celebrar su primer centenario de existencia, Bentley se roba las miradas del Salón de Ginebra 2019 con su espectacular exhibición de modelos, entre los que se destaca el nuevo Continental GT Convertible, un vehículo diseñado y fabricado a mano, la esencia de esta marca de lujo.

El elemento más sobresaliente es el techo convertible que se puede abrir o guardar en solo 19s, con el auto detenido o en marcha a velocidades de hasta 50 km/h. La opción de viajar sin techo no es exclusiva de climas cálidos o de verano, ya que cuenta con elementos que permiten viajar confortablemente en medio de bajas temperaturas, como un calentador de cuello integrado en los asientos con calefacción, además de calefacción en volante, asientos y apoyabrazos.

Motor: Un corazón para Bentley

Cuenta con un motor Went TSI W12 de 6.0 L de Bentley, diseñado, desarrollado y fabricado a mano.  Desde la marca manifiestan que es el motor de 12 cilindros más avanzado del mundo, capaz de generar 626 CV y 900 Nm de torque, para lograr que el convertible acelere de 0 a100 km/h en 3,8s y alcance una velocidad máxima de 333 km/h.

Este motor combina la inyección directa de combustible a alta presión con la inyección a baja presión. La combinación de estos dos sistemas maximiza el refinamiento, reduce las emisiones de partículas y optimiza la entrega de potencia y torque

Además, cuenta con un sistema de desplazamiento variable que apaga la mitad del motor en condiciones definidas, de tal modo que las válvulas de admisión y escape, la inyección de combustible y el encendido se cierran en cilindros definidos, para dejar el motor funcionando como un seis cilindros, con el fin de mejorar su eficiencia. El motor está acoplado a una transmisión de octava y de doble embrague.

Modos de manejo y un interior top

A través del Drive Dynamics Control se pueden seleccionar diferentes modos: modo Confort, modo Bentley o modo Sport. La suspensión, el motor, la caja de cambios y otros sistemas de chasis se modifican para coincidir con el modo de manejo seleccionado. Alternativamente, el conductor puede personalizar su propia configuración dinámica.

En el interior de este convertible se utilizan cueros de alta calidad y piezas de madera de origen sostenible, como Koa y Eucalyptus Dark Fiddleback. Los asientos confort ajustables en 20 direcciones cuentan con paneles centrales lisos que permiten la máxima eficiencia para las funciones de ventilación, calefacción y masaje.

Se ofrece una selección de tres sistemas de audio. El sistema estándar cuenta con 10 paralantes y 650w, mientras que está disponible un sistema Bang & Olufsen de 1.600w y 16 parlantes iluminados y el sistema Naim de 2.200w, con 18 parlantes integrados en los asientos delanteros y ocho modos de sonido.

También se destaca la pantalla giratoria de Bentley que ofrece la opción entre un viaje digital o analógico. A primera vista, parece que no hay ninguna pantalla en el centro del panel de control. En su lugar, las superficies fluyen ininterrumpidamente a través del tablero de instrumentos, mientras que un delgado bisel cromado detrás del volante rodea una pantalla digital de instrumentos.

Sin embargo, cuando se presiona el botón de arranque del motor, el centro del tablero de instrumentos se desliza silenciosamente hacia adelante y gira para revelar la pantalla táctil de 12,3". El tercer lado de la pantalla giratoria muestra tres elegantes esferas analógicas que muestran la temperatura exterior, una brújula y un cronómetro.

 

Héctor Siza Morales recomienda

¿Qué opinás? Contanos