Autoshows

Bugatti Veyron “Rembrandt Bugatti”, en honor al artista de la familia

La cuarta edición de la serie Bugatti Legends, limitada a 3 unidades

Bugatti Veyron “Rembrandt Bugatti”, en honor al artista de la familia

En el marco del Salón de Ginebra, Bugatti presenta la cuarta de seis ediciones especiales pertenecientes a la serie denominada “Les Légendes de Bugatti” o Las Leyendas de Bugatti. En esta ocasión, la edición especial se denomina Rembrandt y es en honor al hermano de Ettore, el fundador de la marca.

Decir que Rembrandt era el artista de la familia, cuando el hijo de Ettore, Jean es el diseñador de uno de los autos más bellos jamás concebidos, el Bugatti Type 57SC Atlantic, ya es decir bastante. Sin embargo, Rembrandt Bugatti se colocó como uno de los escultores más importantes de los inicios del Siglo XX, una de sus obras más famosas es un elefante baliando (sobre sus patas traseras) con la trompa hacia arriba y que adornó el capot del Bugatti Type 41 Royale, convirtiéndose así en el símbolo de la marca.

Al igual que con las otras tres ediciones de Bugatti Legends que ya se agotaron; “Jean Bugatti”, “Meo Constantini” y “Jean-Pierre Wimillie”, el Rembrandt Bugatti Vitesse está limitado a solo 3 unidades y se basa en el Veyron 16.4 Grand Sport Vitesse que utiliza un gigantesco motor W16 de 8.0 litros que entrega 1.200 CV. Tiene un valor de 2.18 millones de euros.

La fibra de carbono del exterior tiene un recubrimiento en tono bronce, que era el material favorito de Rembrandt, mientras que la parte baja de la carrocería hace contraste con un café claro, mismo tono que es utilizado también en las llantas. La parrilla y el emblema EB son realizados en platino. Asimismo, la firma del escultor ha sido grabada con láser en la tapa del tanque de combustible y la del depósito del aceite.

En el interior, se mantiene el uso del color café, con tapizados en cuero café denominado Cognac y entre los asientos se encuentra la escultura del elefante montada sobre una placa de fibra de carbono con el mismo terminado del exterior.

 

Rubén Hoyo recomienda

¿Qué opinás? Contanos